2019-02-22
En la capital de España, Madrid, en el marco de la campaña “Justicia para Jodyalí” se celebró el Acto de la conmemoración del XXVII aniversario del genocidio de Jodyalí

El Acto de la conmemoración, organizado por la Embajada de la República de Azerbaiyán en el Reino de España, contó con la participación de jefes y representantes del cuerpo diplomático, altos cargos oficiales, representantes de  los medios de la comunicación, la sociedad española y la comunidad azerbaiyana. 

Al comienzo del Acto se guardó un  minuto de silencio. El embajador de la República de Azerbaiyán en el Reino de España, Anar Maharramov, en su discurso, informando detalladamente sobre la mascre de Jodyalí, subrayó que el genocidio fue el resultado de la política de limpieza étnica aplicada por  los nacionalistas armenios contra el pueblo azerbaiyano.

Informando sobre la campaña “Justicia para Jodyalí”, el embajador A. Maharramov comunicó que el objetivo principal de la campaña era transmitir a la comunidad internacional la verdad sobre el genocidio de Jodyalí, perpetrado hace 27 años, y conmemorar a sus víctimas.

El Embajador A. Maharramov subrayó que, como resultado de la masacre de marzo de 1918, fueron asesinados 12.000 azerbaiyanos. Continuando esta política, desde 1988, como resultado de la agresión de Armenia contra Azerbaiyán, perpetrada con la flagrante violación de los principios y normas del Derecho Internacional, fue ocupado el 20% del territorio de Azerbaiyán, más de un millón de nuestros compatriotas se convirtieron en refugiados y  desplazados internos.

El embajador destacó que, como resultado del genocidio cometido contra los azerbaiyanos el 26 de febrero de 1992, en Jodyalí, tan solo por su nacionalidad de origen fueron asesinadas 613 personas, incluidas 106 mujeres, 63 niños, 70 ancianos; 1275 civiles fueron capturados y 155 desaparecidos.

Anar Maharramov destacó que la primera valoración juridico-política del genocidio de Jodyalí fue hecha tras el regreso al poder del líder nacional Heydar Aliyev.  Fue señalado que, por la iniciativa del líder nacional Heydar Aliyev, el Parlamento de Azerbaiyán promulgó el 26 de febrero como  Día del Genocidio de Jodyali.

El embajador A. Maharramov señaló que, a pesar de la aprobación de los docuemntos correspondientes sobre el genocidio de Jodyalí  en varios países del mundo, lamentablemente a un crimen tan grave contra la humanidad aún no le fue dada la valoración jurídica internacional. Azerbaiyán es partidario de la solución pacífica del conflicto.  Sin embargo, Armenia, con su postura no constructiva, sigue la ocupación  de Nagorno Karabaj El presidente de Azerbaiyán, Sr. Ilham Aliyev, manifiesta que los territorios ocupados de nuestro país deben y tienen que ser devueltos y, para lograrlo, se usan  todos los instrumentos del Derecho Internacional. A pesar de la ocupación, Azerbaiyán  se ha convertido en el país líder  regional, iniciador y participante de los grandes proyectos regionales.

En su discurso, el embajador de Turquía en España, Cihad Erginay, abordando el conflicto armenio-azerbaiyano de Nagorno Karabaj, señaló que la masacre de Jodyalí fue un crimen de lesa humanidad  perpetrado no solo contra los azerbaiyanos, sino contra toda la humanidad.

Miguel Alvarez de Eulate, director de la Fundación de  Estudios Estratégicos e  Internacionales,  en su discurso señaló que  los trágicos acontecimientos de Jodyalí fue una de las más horribles tragedias del siglo XX.

Tras los discursos, fue proyectado el cortometraje, producido en varios idiomas en el marco de la campaña "Justicia para Jodyali", que reflejó los hechos  del genocidio y llamamientos. Asimismo, se proyectó un documental sobre Joyalí basado en hechos reales acompañado de la reproducción  del poema sinfónico “613" del conocido compositor francés, Pierre  Tilloy.

Posteriormente los invitados se familiarizaron con la exposición de los cuadros “Jodyalí a través de los ojos de los niños”.

Durante el Acto entre los participantes fueron distribuidos los libros, folletos  y carteles publicados en el marco de la campaña “Justicia para Jodyalí” que refejaban el  conflicto de Nagorno Karabaj entre Armenia y Azerbaiyán y las atrocidades del genocidio de Jodyalí.